ALERTA EN MÉXICO: INCREMENTO DE CASOS DE VIRUS SINCICIAL RESPIRATORIO

El Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica (Snave) ha emitido una alerta sobre el Virus Sincicial Respiratorio (VSR), un virus que afecta predominantemente a niños menores de nueve años.

Durante el mes de noviembre, se ha observado un aumento de casos, especialmente en las regiones del Estado de México y la Ciudad de México.

Con la llegada de temperaturas más bajas en México, las infecciones respiratorias tienden a aumentar, y es por eso que el Snave hace un llamado urgente a todas las unidades médicas y de salud para prestar especial atención al VSR.

El Virus Sincicial Respiratorio es un virus de ARN perteneciente a la familia Paramyxoviridae, dividido en dos grupos antigénicos, A y B, que comúnmente co-circulan. Su periodo de incubación es de cuatro a seis días después de la infección, y es importante destacar que las personas pueden ser contagiosas antes de mostrar síntomas y hasta cuatro semanas después de recuperarse.

Síntomas del Virus Sincicial Respiratorio

Este virus generalmente se manifiesta con síntomas leves, similares a los de un resfriado común. Entre los síntomas más frecuentes se encuentran:

Congestión nasal
Estornudos
Moqueo
Ojos llorosos
Además, el VSR es la causa viral más común de bronquiolitis, neumonía e infecciones del tracto respiratorio inferior, lo que puede llevar a hospitalizaciones, especialmente en lactantes, a nivel mundial.

Medidas de Prevención

Para combatir la propagación del Virus Sincicial Respiratorio y otras enfermedades respiratorias, se recomienda seguir algunas medidas preventivas:

Permanecer en casa, especialmente si se presentan síntomas.
Ventilar lugares cerrados para mejorar la circulación del aire.
Cubrirse al toser y estornudar con un pañuelo desechable o el codo.
Lavarse las manos con frecuencia, utilizando agua y jabón.
Evitar tocarse la cara, especialmente ojos, nariz y boca.
Mantener distancia social y evitar el contacto cercano con otras personas.
Evitar compartir vasos y utensilios para comer.

Realizar una limpieza frecuente de las superficies que se tocan con regularidad.
Estas medidas son fundamentales para reducir el riesgo de contagio y proteger tanto a niños como a adultos de posibles complicaciones asociadas al Virus Sincicial Respiratorio.

La importancia de la concienciación y la implementación de estas prácticas preventivas se vuelve crucial en esta temporada, donde las infecciones respiratorias suelen incrementarse. La colaboración y responsabilidad de la comunidad son clave para mantener a raya la propagación de este virus y garantizar la salud pública.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *